Tipo III (Kugelberg-Welander)

Tiene síntomas más leves, que aparecen en los niños pequeños o en adolescentes. Las personas con este tipo pueden ponerse de pie y caminar sin ayuda, pero otras actividades que exigen más fuerza muscular como subir escaleras, pueden llegar a ser cada vez más difícil de realizar. Muchas de las personas con este tipo de AME podrán necesitar una silla de ruedas más adelante en la vida, y tienen expectativa de vida larga.

Características:

 

  • Caídas frecuentes

  • Debilidad muscular

  • Temblor en dedos

  • Ausencia de reflejos tendinosos

  • Cansancio frecuente

Tipos de AME